ECOGRAFÍA EN CIRUGÍA ESTÉTICA.

La ecografía de mamas o ecografía mamaria es la exploración y estudio de la mama por medio de ultrasonidos, que son ondas mecánicas no ionizantes con una frecuencia superior a 20.000 ciclos por segundo, que se transmiten a lo largo de un medio material.

Desde 1975, la ecografía mamaria se ha incorporado rutinariamente en los estudios de mama, con una semiología propia, para valorar el tipo de estructuras, lesiones palpables y áreas no palpables.

Al no utilizar radiaciones ionizantes, sino ondas sónicas, se puede afirmar que es una exploración inocua que se puede realizar cuantas veces sea necesario, y esta es una de sus principales ventajas.

Sin embargo, también tiene inconvenientes y limitaciones en el diagnóstico de lesiones cancerosas, ya que no es capaz de detectar microcalcificaciones, debido al pequeñísimo diámetro de las mismas (micras), así como algunas lesiones de pequeño diámetro y zonas de desestructuración tisular, que frecuentemente se asocian a esta enfermedad.

De aquí que para aumentar la sensibilidad y fiabilidad diagnóstica de esta exploración se debe asociar, en algunos casos, a otros métodos de diagnóstico.

No hay contraindicación de realizar la ecografía en mujeres gestantes.

 Ecografia para una prótesis mamaria normal

 Beneficios de la ecografía mamaria:

  • La ecografía no es invasiva (no hay agujas o inyecciones).
  • No es dolorosa, es un método que se encuentra ampliamente disponible, es fácil de utilizar y es menos costoso que otros métodos por imágenes.
  • No utiliza radiación ionizante.
  • Proporciona una imagen clara de los tejidos blandos que no se visualizan bien en las imágenes de mamografía.
  • Proporciona una imagen en tiempo real, por lo que es una buena herramienta para guiar procedimientos poco invasivos como las punciones por aspiración y biopsias.
  • Pueden ayudar a detectar lesiones en mujeres que tienen senos densos.
  • Diagnostica las roturas de prótesis en un 80%.
  • Permite visualizar hernias y diastasis musculares.
  • Permite ver la presencia de líquido en las cápsulas protésicas.
  • Permite valorar anomalías capsulares.

Riesgos:

  • No se conocen efectos nocivos de los ultrasonidos diagnósticos en humanos.
  • La interpretación de sus hallazgos puede llevar a la realización de otros procedimientos adicionales como una ecografía de seguimiento, una punción o biopsia.
  • Muchas de las lesiones que se consideran dudosas resultan ser benignas.

Limitaciones:

Esta ecografía que se le va a realizar es una ecografía dirigida EXCLUSIVAMENTE a comprobar la integridad de las prótesis mamarias que se le implantaron en esta consulta, o para valorar espesores de tejido graso subcutáneo. NO es una ecografía dirigida al diagnóstico de ninguna enfermedad de la mama ni de otras localizaciones. Cualquier patología que pudiera estar presente o asociada NO son el objeto de este estudio, ya que ello es responsabilidad de otros médicos, y usted ha sido convenientemente advertido de ello por el Dr. Moltó.

  • No reemplaza la mamografía anual y el examen clínico minucioso de las mamas.
  • Muchos cánceres no se pueden visualizar con ecografía.
  • Puede ser necesaria una biopsia para determinar si una lesión sospechosa es cáncer o no.
  • La mayoría de las lesiones que se biopsian no son cánceres.
  • No se detectan todas las microcalcificaciones que observa la mamografía y que indican cáncer en sus etapas iniciales.
  • No reemplaza a las indicaciones de Resonancia Magnética que le explicará su radiólogo.

¿Para qué se utiliza?

Las imágenes por ultrasonido pueden ayudar a determinar si las prótesis que se le colocaron a la paciente, están íntegras o presentan algún tipo de anomalía como encapsulamiento o rotura, aunque hay que tener en cuenta que las ecos presentan un porcentaje de error como todas las técnicas diagnósticas.

También sirve para valorar espesores de grasa o hernias en la pared abdominal. Así como materiales extraños debajo de la piel.

prot-normal-sub-eco-con-numerosweb

  1. Piel.
  2. Grasa peri mamaria.
  3. Glándula mamaria.
  4. Fascia del músculo pectoral mayor.
  5. Músculo pectoral mayor.
  6. Cápsula peri protésica.
  7. Cubierta de la prótesis.
  8. Gel cohesivo de silicona (zona ecolúcida).
  9. Reverberaciones ecográficas sin significado patológico.

La ecografía se ha demostrado en los últimos años una herramienta imprescindible para el tratamiento y el control de las pacientes que se someten una intervención quirúrgica por motivos estéticos. Si la seguridad debe ser la norma en cualquier procedimiento médico, en cirugía estética, que se hace sin estar enfermo, es impensable que por un inadecuado control, el paciente acabe teniendo problemas médicos que antes no tenía.

Así, en la Clínica Dr. Moltó, realizamos la ecografía de mama, ya que hemos considerado que es un instrumento imprescindible para el adecuado cuidado de nuestros pacientes.

Indicaciones de ecografía en cirugía estética.

Poco a a poco se van ampliando los campos de la especialidad en la que tiene aplicación diagnóstica e intervencionista esta técnica. La principal indicación seria el control de los implantes mamarios, pero también presenta mucha utilidad en la visualización de la pared abdominal, la valoración de existencia de hernias o separaciones de la pared abdominal, y el grosor de la grasa en determinadas zonas pare decidir correctamente si es útil y adecuada la realización de una abdominoplastia  o dermolipectomía, o en cambio una liposucción se adaptará mejor.

Por último, hemos encontrado mucha utilidad en las llamadas ecografías de smallparts, en las que vemos el subcutáneo de las zonas en las que se han realizado rellenos y sabemos qué grado de afectación y qué sospecha de productos vamos  encontrar.

LA FUNDAMENTAL: EL CONTROL DE LAS PRÓTESIS MAMARIAS.

Antes de la ecografía acudían los pacientes a revisión a nuestra consulta y, salvo la inspección física, no disponíamos de otra herramienta para comprobar que el implante que habíamos colocado estaba en buenas condiciones. Solo se remitían a la realización de una prueba de imagen, fundamentalmente la ecografía, a aquellas pacientes que poseían una sintomatología muy evidente de que algo iba mal, mamas muy hinchadas o deformadas, dolorosas, enrojecidas…

 

ecografia y protesis de pecho

Ecografía para las prótesis de pecho

Ecografía rotura de prótesis: múltiples ecos amorfos con visualización de varios fragmentos de la cubierta de la prótesis y contenido orgánico intraprotésico (líquido inflamatorio). Cuando esto ocurre, las lesiones por fuga de silicona suelen estar ya muy avanzadas, o se han formado abscesos o una serie de problemas que ya no tienen o tienen una solución muy mala.

En la Clínica Dr. Moltó no pusimos prótesis PIP, nunca las usamos, siempre primó la seguridad del paciente. Por ello,solo usamos implantes certificados por la FDA.

Sin embargo, sí que llegaron a nuestra consulta muchas pacientes con ellas puestas. Lo terrible de estos casos no fue solo que les habían colocado unas prótesis que se rompían, si no que no se les había diagnosticado la rotura, con lo cual el 67% de las pacientes que revisamos, ya tenia silicona extramamaria. Bien en los ganglios linfáticos de la axila o en otras localizaciones, en algunos casos, aún peores.

En la actualidad ya no se venden prótesis PIP, pero por desgracia se suelen usar prótesis de muy baja calidad, que presentan índices de rotura muy altos, o lo que es peor, desconocidos, ya que están fuera del examen de los organismos efectivos de control.

Se argumenta que con el gel cohesivo, la rotura de las prótesis mamarias es inocua, sin embargo, esto es rotundamente falso.  En primer lugar, se vende bajo el epígrafe de gel cohesivo, una variedad muy amplia de siliconas de calidades que oscilan de la buena a la nula.

En segundo lugar, todos los geles por muy cohesivos que sean, presentan una tasa de fractura y disgregación, que hace que aunque de una forma mucho mas lenta y segura, la silicona también tenga capacidad de migrar  fuera de la cápsula de la prótesis en caso de rotura.

Por lo tanto, si llevas unas prótesis mamarias es fundamental que se te realicen revisiones periódicas, pero que estas tengan algún sentido, no basta con explorar los pechos manualmente, ya que en estudios se demostró que desde la rotura y el inicio de la fuga de silicona , hasta la aparición de síntomas detectables, pasa una media de 2,7 años. Todo ese tiempo es tiempo perdido para tu salud si te has operado y, en las revisiones, lo único que han realizado es palparte los pechos.

No existe un consenso sobre cuantas ecografías se debe realizar una paciente con implantes mamarios, a modo de orientación, la FDA Americana recomienda una ecografía a los tres años de la colocación del implante y posteriormente una cada dos años a partir de ahí.

Nosotros hemos modificado esta pauta, y realizamos la primera ecografía al año, o incluso antes, de la colocación del implante. La causa de esto es que el periodo de máximo peligro, donde se producen la mayoría de las roturas de prótesis, se sospecha que es en el acto quirúrgico, por lo tanto si por accidente se rompe un implante, esperar a los tres años nos parece un tiempo excesivo.

Una de las complicaciones reconocidas de los implantes mamarios es su rotura. Esta situación ocurre hasta en el 10 % de los implantes colocados, entendiendo que los de baja calidad presentan tasas de roturas mucho más elevadas que los implantes de gama alta.

La rotura no es una situación única debido a la variedad de prótesis que existen en el mercado, aunque en nuestro medio las posibilidades en la práctica se reducen a muy pocos supuestos (prótesis de silicona, prótesis de suero o prótesis de poliuretano).

 Estructura de una prótesis normal.

Cuando realizamos una ecografía de una paciente con prótesis, se observan la glándula y el músculo pectoral normales sobre el implante si la colocación es submuscular (que es lo mas frecuente).

A continuación se visualiza una delgada lamina brillante que corresponde a la cápsula que genera el organismo contra el implante, formada en su mayor parte por tejido colágeno y pegada a ella sin solución de continuidad, mas que por un finísimo espacio radiolúcido, la cápsula o cubierta de silicona del implante.

Debajo de esto hay un espacio ecolúcido (se ve en negro) porque la silicona no refleja los ecos de ultrasonido, y justo debajo veremos la cápsula posterior y la pared torácica con las costillas.

Visión ecográfica de prótesis mamaria

Esquema de una prótesis mamaria en vsisón ecográfica: la flecha vertical es la capsula periprotésica de la paciente, los triángulos negros son el espacio intercapsular entre prótesis y paciente y el * indica la cápsula o cubierta protésica (silicona de la prótesis)

ROTURA DE PRÓTESIS MAMARIAS DE SUERO SALINO

En estos casos (mucho más frecuentes las roturas que en las prótesis de gel cohesivo), la prótesis sufre un desgarro o perforación en la cubierta, que va seguida de forma inmediata por una fuga masiva del suero que está contenido en su interior y que el organismo reabsorbe rápidamente. Por lo tanto, la situación típica es la de una mujer que acude a tu consulta diciéndote que se acostó bien y que se ha despertado con un pecho “vacío” como si hubieran pinchado un globo.

La situación clínica es tan evidente que no suelen hacer falta pruebas de imagen, aun así en caso de hacer una ecografía, encontraríamos la prótesis pegada en sus paredes, convertida en un cuerpo sólido sin nada en su interior con la cubierta arrugada en multitud de pliegues. Esta situación no requiere de ninguna actuación médica propiamente dicha, el pecho quedará vacío y nada mas. La paciente será dueña de los tiempos quirúrgicos ya que la única necesidad será estética, la de reponer el volumen para que no le quede un pecho grande y uno pequeño.

ROTURA DE PRÓTESIS DE GEL DE SILICONA.

Aunque las prótesis de gel cohesivo de silicona presentan una incidencia de rotura mucho más baja que las prótesis de suero salino, esta es la situación mas frecuente dado que estas prótesis son ampliamente más usadas que las anteriores.

La rotura variara mucho de un caso a otro, pudiendo encontrar desde pequeños desgarros en la cubierta con apenas fuga de silicona, a verdaderas explosiones protésicas, en las que encontraremos el implante con la cubierta rota y vacía, flotando dentro de la propia silicona que antes se encontraba en su interior.

ROTURAS INTRACAPSULARES Y EXTRACAPSULARES.

Una vez colocamos las prótesis en el interior del organismo, este reacciona de forma inmediata aislándola en una “cápsula” defensiva, que en realidad es tejido fibroso que envuelve y aísla la prótesis. Seria el equivalente a la cicatriz que dejamos en la piel pero en nuestro interior. Existen dos roturas:

  1. Rotura intracapsular: esta cápsula fibrosa que se forma alrededor de la prótesis,aísla la prótesis como hemos dicho y constituye una barrera bastante fiable aislando el interior (prótesis) del entorno (nuestro cuerpo).

Al producirse la rotura, la silicona queda confinada en el interior de esa barrera que forma la cápsula, a esta situación la llamaremos rotura intracapsular,  en la que la silicona aún no se ha convertido en un verdadero problema, dado que sigue confinada en el interior de la cápsula.

  1. Rotura extracapsular: una vez la silicona consigue “romper” esa barrera, va a comenzar a salirse al exterior de la cápsula, y ahí sí que va a ser un problema, pues va a tener libertad para emigrar a través a de los vasos linfáticos hasta los ganglios de la axila. Una vez se produce esta situación el peligro médico empieza a ser real, al formar la silicona granulomas en todos los tejidos a los que emigra. Por tanto la necesidad de actuación es inmediata.

GEL BLEEDING O TRASUDADO DE GEL:

Con esta nombre conocemos una situación en la que ya encontramos gotitas de silicona fuera de la capsula protésica, pero aún no vemos una verdadera rotura de la misma, la sensación es como si la pared de la capsula estuviera “sudando” gel de silicona. Esto se debe a pequeñas roturas aún no visibles que ya comienzan a permitir la fuga de gel.

Ecografia medicion músculo pectoral

Ecografía prótesis mama: medición músculo pectoral

La silicona es muy inerte al cuerpo humano: esta característica es lo que la convierte en elemento preferido en el mundo de la medicina paca colocar material en el interior del organismo, las válvulas cardiacas, los catéteres de derivación, las prótesis arteriales…todo o casi todo está compuesto de silicona, esta propiedad de no reactividad frente al organismo, útil cuando la prótesis está íntegra, se convierte en nuestro enemigo cuando se produce la rotura de la prótesis, ya que la respuesta inflamatoria va a ser muy baja y en la mayoría de los casos inexistente, lo que propiciara que haya mujeres con las prótesis rotas durante largos periodos de tiempo, dilatando así el diagnostico y permitiendo que las roturas acaben en extra capsulares y la silicona consiga diseminarse a lugares en los que ya empieza a se perjudicial.

DIAGNÓSTICO CLÍNICO DE LA ROTURA PROTÉSICA

Lo mas frecuente, y con diferencia, es que NO exista ninguna clínica, y por lo tanto pase un largo periodo de tiempo hasta que se descubra que el implante se ha deteriorado de tal forma que ya ha desparramado silicona por muchas zonas (fuera de la cápsula peri protésica).

Otro grupo de pacientes, son pacientes que acuden con sensaciones vagas de que algo no va bien en uno de los pechos, y en la mayoría, el diagnóstico de rotura suele ser accidental al realizar una prueba de imagen por alguna otra causa.

 Aun así hay síntomas que nos pueden ayudar.

Seroma tardío: lo normal es una paciente que acude con un seroma tardío, esto es, que se le hincha un pecho mucho tiempo después de la cirugía primaria. Al preguntarle, refiere que empezó con molestias inespecíficas o “sensación de discomfort” mucho tiempo antes de este episodio, o puede que ya haya tenido episodios de seroma tardío que se le hayan resuelto espontáneamente de forma parcial.

Nódulos o asimetrías: la rotura de la prótesis implica que la silicona del interior sale al exterior, y la cápsula protésica se pliega y se arruga. Esto se da ya en fases avanzadas de la rotura, cuando esta es ya masiva. Por lo tanto, se podrán palpar pliegues y asimetrías que corresponderán a la prótesis vacía plegada y a los granulomas de silicona o siliconomas que se encuentran formados ya en el exterior del implante.

Contractura capsular: La rotura de la prótesis produce una inflamación persistente y mantenida a la que el organismo reaccionará sintetizando colágeno que hará que la primitiva cápsula peri protésica se vuelva rígida y gruesa. Como consecuencia encontraremos los signos clásicos de la contractura capsular en todos sus grados.

Ecografía de protesis mamaria encapsulada

Prótesis encapsulada: refuerzo ecográfico de la cápsula peri protésica con múltiples ondulaciones de la misma debido a la contractura.

Dolor: la paciente, en la mayoría de las ocasiones, refiere una sensación de “pesadez” o discomfort” en uno de los pechos. Otras veces el dolor es mas constante y localizado, debiéndose este probablemente a los pliegues protésicos que presionarán en puntos concretos. Y algunas veces la paciente no refiere un dolor, sino una sensación de “quemazón” difusa o mas raramente picor.

Siliconomas axilares o de otra localización: no es raro que el debut de una rotura protésica sea la palpación de ganglios en la axila, que al visualizarlos ecográficamente se encuentran rellenos de silicona (signo de la “tormenta de nieve” porque aparecen con multitud de puntitos brillantes en su interior, a modo de nevada).

Esta situación es ya muy patológica, y no es nada recomendable llegar a ella, de ahí recalcar la importancia de realizar controles ecográficos periódicos para asegurar que los implantes se encuentran en buen estado. La exploración manual NO sirve.

DIAGNÓSTICO ECOGRÁFICO DE LA ROTURA DE PRÓTESIS MAMARIA:

La ecografía es un método cómodo e inocuo para el paciente, ya que no le expone  a ningún tipo de radiación y por lo tanto puede repetírsele en cuantas ocasiones lo necesitemos .

Se trata de un método con  una sensibilidad cercana al 90 %, lo cual quiere decir que no detecta todas las prótesis rotas, solo el 90% de ellas y que, seguido a eso, nos podemos encontrar con que lo que por ecografía diagnosticamos como una rotura, puede nos ser tal, debido a pliegues y artefactos que pueden formarse en las prótesis. Por lo tanto, en algunas ocasiones después de realizar una ecografía recomendaremos a la paciente que se realice una RMN (resonancia magnética nuclear). A esto segundo se le llama “especificidad”, y la ecografía mamaria la tiene al 80%, lo que quiere decir que dará un 20% de falsos positivos.

  1. ASPECTO RADIOLOGICO DE LA PRÓTESIS ÍNTEGRA.

 La prótesis mamaria íntegra, se caracteriza por tener:

  • Un contenido anecoico, es decir, la silicona no refleja ningún eco, como mucho se puede ver una discreta reverberación de la pared anterior en forma de ecos lineales atenuados en forma de líneas paralelas.
  • Se aprecia una cápsula bien definida que puede formar algunos pliegues radiales desde el interior al exterior de la prótesis, y que se modifican con la presión del transductor.
  • No se aprecia contenido entre la cápsula y el implante, ni exterior a la cápsula.

 

  1. ASPECTO ECOGRÁFICO DE LA PRÓTESIS ROTA.

 Signos dudosos pero de alta sospecha:

  • Ecos interiores amorfos.
  • Líneas ecogénicas discontinuas.         

Signos de certeza de ruptura:

  •  Línea ecogénica aislada y gruesa.
Ecos amorfos en protesis mamaria

Ecografía mamaria con la visualización de múltiples ecos amorfos: corresponde a la mezcla del gel de silicona cohesivo con la cubierta fragmentada, mezclado todo ello con líquido inflamatorio. Se observa silicona extracapsular.

  • Signo de la escalera: consiste en ver varios fragmentos de cápsula que forman trazos discontinuos como escalonados en el interior de la prótesis, corresponde a la cápsula fragmentada flotando en el interior de la silicona. Este signo tiene un equivalente en la Resonancia Magnética Nuclear (RMN) conocido como signo de Linguini.
  • Glóbulos ecodensos.
  • Interior con múltiples ruidos ecogénicos.
  • Siliconomas axilares: se aprecian en la axila ganglios linfáticos infiltrados de silicona, lo que les confiere un aspecto brillante con múltiples puntitos al estilo de una nevada, por lo que se conoce como “signo de la tormenta de nieve”.
  • Granulomas extracapsulares: la silicona, al invadir el parénquima mamario, formará granulomas que borran el contorno normal de la prótesis y que forman masas hiperecoicas con contenido variable en cuanto a la ecogenicidad .
  • Signo del Snow storm (o tormenta de nieve): la silicona produce una distorsión delos ultrasonidos del haz ecográfico que hace que en las zonas infiltradas por la misma se aprecie un moteado que hemos descrito ya para los siliconomas y los granulomas extra capsulares, y que por su similitud visual con una nevada se denominan de la misma forma.
Ecografía mamaria: signo de la escalera

Ecografía mamaria: signo de la escalera

Denominamos seroma a la acumulación de líquido inflamatorio de características NO infecciosas (trasparente), alrededor de un implante mamario, concretamente en el espacio intracapsular.

El acúmulo de líquido produce distensión de este espacio y por lo tanto dolor o cuanto menos molestias.

No siempre que un pecho que se hincha, duele o está enrojecido y al que se le han colocado implantes mamarios, tiene que tener las prótesis rotas. Muchas veces aparecen pacientes en nuestra consulta con un aumento de volumen en un pecho, u otros síntomas que se deben a complicaciones menores, como un sobreesfuerzo, y los implantes están íntegros y no requieren revisión quirúrgica.

En la mayoría de los casos el aumento de volumen se debe a un seroma, que es un aumento de líquido peri protésico, esto es especialmente bien visible con la ecografía.

Visión ecográfica de seroma

La flecha indica la cápsula periprotésica del paciente, los triángulos negros el líquido del serona y las flechas blancas la cubierta de la prótesis

Cuando aparece un seroma, lo más frecuente es que se deba a una complicación inflamatoria sin importancia, pero otras veces corresponde a una rotura de prótesis o, lo que es peor, a la aparición de una enfermedad muy muy rara (pero posible) que se denomina LINFOMA ANAPLÁSICO DE CÉLULAS GRANDES (LACG), y que es una enfermedad grave que se debe de tratar.

Este seria el manejo del diagnóstico de seroma.

Una vez diagnosticado mediante ecografía, sabríamos la causa, y por lo tanto el tratamiento preciso que requiere cada paciente.

 Diagnostico de seroma

Descartadas estas tres causas, nos tendremos que plantear ante cualquiera de estos síntomas (mantenidos en el tiempo) la presencia de un LACG:

  • Molestias inespecíficas.
  • Dolor crónico.
  • Edema.
  • Ulceración cutánea.
  • Linfadenopatía.
  • Contractura capsular.
ecografia de un seroma

Ecografía seroma: se observa espacio radiolúcido entre la cubierta de la prótesis y el parénquima mamario.

OTRAS PATOLOGÍAS RELACIONADAS CON LAS PRÓTESIS DE MAMA EN LOS QUE LA ECOGRAFÍA RESULTA DE UTILIDAD.

Quistes y fibroadenomas: son lesiones que se ven bastante bien, el motivo de visualizarlas en la ecografía no es tanto hacer de senólogo, como el de poder tranquilizar a la paciente en cuanto a que la patología que presenta es benigna. Se ven lesiones quísticas, con refuerzo de pared posterior.

Fibrosis postquirúrgica: hay pacientes con una capacidad fibroblástica enorme, e igual que se pueden producir cicatrices hipertróficas debido a esto, en el interior de la mama se puede producir también un crecimiento colágeno en forma de fibrosis post quirúrgica que forma unos nódulos a placas que también se pueden visualizar correctamente con el ecógrafo tranquilizando a la paciente. Ejemplo:

ecografia con fibrosis de antigua rotura

Restos de silicona en mama, fibrosis secuela de rotura antigua

Infecciones: la ecografía nos permite en el caso de aparecer sintomatología  infecciosa (mama enrojecida, dolor, fiebre, ) Saber si la infección es de la glándula o la piel (celulitis) o si puede haber afectado a la prótesis mamaria formando un absceso intracapsular. La diferenciación es fundamental ya que el tratamiento diferirá mucho, y la posibilidad de complicaciones graves esta ahí si no actuamos correctamente. Por lo tanto la realización de una ecografía es OBLIGATORIA.

Rotaciones en los implantes anatómicos: esto como posibilidad teórica es posible, pero en la práctica clínica no hemos encontrado que sea de mucha utilidad ya que la clínica y la apariencia física serán lo que decida la necesidad de reintervención quirúrgica.

CLASIFICACIÓN BI-RADS.

En 1992 la American College of Radiology, elaboró una escala  que denominó: Breast Imagin Reporting and Data System, y que se lee habitualmente con las iniciales.Así se creó la clasificación BI-RADS, esta clasificación agrupa las lesiones que podemos visualizar en una mama y así hacer un estudio estadístico que nos dice que probabilidad tiene esa lesión de ser maligna.

Esto es muy importante, y probablemente te hayas fijado que cada vez que te han hecho un estudio de imagen de la mama del tipo que sea, al lado de cada diagnóstico viene un grado de BI-RADS, que te dice la probabilidad de que esa lesión sea maligna. El resumen para que puedas aprender a interpretarlo es este:

  • BI-RADS 1 : exploración sin hallazgos.
  • BI-RADS 2: hallazgos benignos en mas del 99% de las ocasiones. Por lo tanto se recomienda un seguimiento normal.
  • BI-RADS 3: Se describen lesiones que llegan a ser malignas en menos del 2% de las ocasiones, encontramos tres tipos:
  • Nódulo sólido circunscrito no calcificado.
  • Asimetría focal.
  • Microcalcificaciones puntiformes agrupadas.
  • BI-RADS 4:Estas lesiones incluyen todas aquellas situaciones que vamos a necesitar una biopsia o punción para afianzar un diagnóstico. El margen de malignidad de estas lesiones varia del 2% al 98%, por lo que está dividida en tres subcategorías.
  • BI-RADS 5: Hallazgos malignos en mas del 95% de las situaciones, se recomienda por tanto tratamiento específico inmediato.
  • BI-RADS 6: son lesiones cuya malignidad ya ha sido demostrada en episodios anteriores mediante punción o biopsia.

HALLAZGOS ECOGRÁFICOS MAMARIOS.

En este apartado veremos lesiones, casi siempre, benignas.

  • QUISTES SIMPLES.

Quiste  mamario simple: el hallazgo de una masa anecoica (sin ecos en su interior a la visualización ecográfica), redondeada u ovalada, simple o con suaves lobulaciones, y con refuerzo de la pared posterior, es compatible con el diagnóstico de quiste simple y se corresponde con una lesión clasificada radiológicamente como BI-RADS 2.

Se recomienda pues el seguimiento convencional.

En algunos casos podemos encontrar que el paciente refiera dolor o la masa sea grande. En este caso, la ecografía nos ayudará a realizar un diagnóstico. Si el aspirado es verde oscuro o amarillo cetrino, no hará falta ni siquiera el análisis líquido.

En una serie muy amplia de 6.872 pacientes,  solo 6 eran un papiloma intraductal y el aspirado fue sistemáticamente hemático.

ecografía de quiste mamario simple

ecografía de quiste mamario simple

Quiste oleoso:  Suele ser consecuencia de la realización de un lipofiling mamario, sea por estética o por reconstrucción, son quistes que pueden llegar a tener un tamaño considerable, con varios centímetros de diámetro. Forma lobulada y contenido radio lúcido, que pueden estar rodeados de una zona hiperecoica (brillante a la visualización ecográfica) que corresponde a la zona reactiva fibrosa del organismo. No requieren ningún tipo de seguimiento adicional y se clasifican como BI-RADS 2.

Quiste complicado: denominamos así al quiste que no es completamente anecoico en su interior, sino que presentamúltiples ecos de baja intensidad. Este hallazgo ya corresponde a una clasificación BI-RADS 3 y por lo tanto necesitará una vigilancia mas seguida.

Quiste compuesto:  Presenta una formación sólida en su interior y por lo tanto es BI-RADS 4. Necesitará de una biopsia para el esclarecimiento de la lesión.

  • LIPOMAS MAMARIOS O LÓBULOS GRASOS MAMARIOS.

Se trata de una lesión generalmente palpable. A la ecografía apreciamos una lesión isoecoica(con la misma densidad al tejido mamario), con finos tractos internos y SIN refuerzo posterior. Presenta un contorno claramente definido y forma ovalada o suavemente lobulada.

  • GANGLIOS LINFÁTICOS INTRAMAMARIOS .

Presentan estas características:

  • Localización preferentemente en cuadrantes supero-externos.
  • Contorno bien delimitado con cápsulaisoecoica o discretamente hipoecoica.
  • Contenido estructurado con el hilio ganglionar en la zona central.
  • Forma ovalada o levemente multilobulada.

El hallazgo de una estructura con estas características es claramente benigno BI-RADS 2 y no requiere ningún tipo de estudio adicional.

 

ecografía del parénquima intramamario normal

ecografía del parénquima intramamario normal

  • CONDUCTOS GALACTOFOROS.

Son estructuras radiolúcidas de unos 2 milímetros de diámetro con paredes regulares. Es siempre un hallazgo benigno.

  • CÚMULO DE MICROQUISTES.

Encontramos confluencias de microquistes de menos de 5 mm de diámetro. Cuando son muy pequeños o profundos requerirán el control cada seis meses.

  • MASAS SÓLIDAS.

Las masas sólidas son las mas susceptibles de estudio, ya que entre ellas encontraremos la mayoría de las lesiones malignas.Por ello, deberemos tener estos criterios: masas isoecoica o hipoecoicas, ovaladas de contornos definidos o ligeramente lobuladas, sin ningún otro criterio de sospecha, el resultado será benigno en su mayoría.

El mas frecuente de estas masas es, sin duda, el FIBROADENOMA MAMARIO, que se presenta como una masa sólida, más frecuente en los cuadrantes supero externos, que no está adherida a la piel ni a otras estructuras, que en la ecografía presenta un débil refuerzo ecoico posterior. Se presenta de preferencia en mujeres jóvenes (sobre los 30 años), y es bilateral o múltiple en el 15% de las ocasiones.

ecografia fibroadenoma

ecografia fibroadenoma

  • MASAS HIPERECOICAS.

La más interesante para un cirujano plástico de este tipo de lesiones consiste en la necrosis grasa. Esta es una consecuencia frecuente de nuestras intervenciones en la mama; así en las reducciones encontramos zonas de colgajo que no están tan bien vascularizados y pueden producir en estas lesiones. Mucho mas frecuentes aún, son los quistes oleosos subsiguientes a las necrosis grasas post lipofiling mamario y que no requieren ningún tratamiento. Estas zonas de esteatonecrosis tienen que tener claramente asociadas el antecedente de una cirugía o traumatismo severo, ya que en caso contrario suelen corresponder a áreas necróticas en el contexto de un carcinoma.

Para el resto de pacientes que presenten este tipo de lesiones, el ACRIN protocole 666, Screening Brest ultrasound realizóla siguiente tabla de características que definían lesiones probablemente benignas:

  • Masa ovalada con el eje mayor paralelo a la piel, hipoecoicas con discreto refuerzo posterior.
  • Masa hiperecoica con contenido hipoecoico, en relación con una necrosis grasa.
  • Quistes complicados (masa con discretos ecos en su interior).
  • Masas ovaladas circunscritas en relación con la presencia de múltiples microquistes confluentes.
  • Sombra posterior sin masa visible, es un fenómeno de reflejo de ecos en relación a la interfase glándula/grasa que presenta la mama normal.
  • Distorsiones arquitecturales en relación a la presencia de una cicatriz antigua.

En este apartado es importante para hacer referencia a que el cáncer de mama es una lesión que no se diagnostica excesivamente bien con ecografía. En determinados tipos de cáncer, si que podemos apreciar síntomas o signos que nos permitan sospecharlo, pero en la mayoría de los tumores no es una buena prueba diagnóstica, por lo que en la Clínica Dr. Moltó te rogaremos encarecidamente que, aunque nosotros te hagamos ECOGRAFÍAS de forma periódica para el control de la prótesis y toda la patología que de ella pudiera derivar, dejes en manos de la unidad de patología mamaria que te corresponda, el diagnóstico y el control de una patología tan seria como la cancerosa. Nosotros nos encargaremos del resto.

CIRUGÍA ABDOMINAL.

En cirugía abdominal podemos realizar dos tipos de procedimientos, la liposucción y la abdominoplastia.

Utilidad de la ecografía en la liposucción abdominal

La liposucción abdominal es un procedimiento engañosamente inocuo, hay demostradas en la literatura científica mundial un número apreciable de fallecimientos por la realización de las mismas. ¿Cómo puede tener esta complicación tan grave un paciente al que se le hace una liposucción abdominal?

La pared abdominal está formada por una “faja muscular” que protege al intestino y al estómago. Esta pared muscular está hecha por un grupo de músculos que están unidos por una serie de fascias, formando un sistema que cuando está íntegro es muy difícil de perforar, por no decir que imposible.

El problema surge cuando, por razones bien conocidas, como embarazos, aumentos de peso, hernias congénitas o adquiridas, etc., algo rompe estas fascias creando una serie de puntos débiles, que de no conocerse, son un peligro ante la realización de una liposucción. Pues las cánulas que usamos(cada vez mas finas, y por lo tanto mas agudas en la punta para conseguir una buena retracción cutánea), pueden PERFORAR esa pared y dañar gravemente el intestino, provocando peritonitis y perforaciones intestinales de mal pronóstico.

Por lo tanto una cuidadosa revisión tanto clínica y una correcta VISUALIZACIÓN de estos posibles puntos débiles mediante ecografía es fundamental.

Utilidad de la ecografía en la abdominoplastia:

Cuando realizamos una cirugía abdominal es doblemente obligatorio tener una ECOGRAFÍA previa, por una parte evitaremos dañar estructuras profundas por la existencia de un punto débil, y por otra, hay que tener visualizadas las hernias o diástasis musculares que están presentes casi al cien por cien en este tipo de pacientes. Para poder repararlas de una forma meticulosa y precisa.

Por otra parte, en ambos tipos de cirugía, la ecografía nos permite una evaluación exacta (ya que es la forma mas fiable de medida del grosor de la capa grasa del abdomen).

ecografia abdominal

ecografia abdominal requerida para liposucciones y abdominosplastias

  1.  Contenido intra peritoneal.
  2. Músculos rectos abdominales.
  3. Sínfisis músculos rectos abdominales.
  4. Grasa pre pared abdominal.
  5. Fascia de escarpa.
  6. Grasa superficial.
  7. Piel.

Nosotros somos muy críticos con nuestro trabajo, antes del uso de la ecografía, era muy difícil valorar qué resultados teníamos con las liposucciones a pesar de nuestra amplia experiencia, por ello nos pareció interesante introducir un método fiable de medida de la grasa de la zona.

Las otras mediciones que realizábamos son muy fácilmente manipulables y presentan un margen de error demasiado grande, sin tener en cuanta factores como el edema, la falta de tono muscular, etc…

Si no quieres que te tomen el pelo, es conveniente que te realicen una ecografía con mediciones exactas previas a la cirugía.

Ecografía para medir la grasa antes de la liposucción

Ecografía para medir la grasa antes de la liposucción

Ecografia para los rellenos facialesLos ecógrafos de alta resolución como el nuestro, permiten, por una parte, controlar la cantidad y la ubicación de los rellenos faciales que realizamos, y lo que para nosotros es mas útil, el diagnóstico para el manejo y la retirada de productos que se inoculan en el rostro y que muchas veces corresponden a sustancias que con el paso del tiempo hay que retirar.

En la consulta del Dr. Moltó hemos visto de todo: silicona, parafina, aceites minerales, bioalcamid…

Una adecuada visualización de estos compuestos y a qué zonas están afectando, nos proporciona la posibilidad de un manejo mas adecuado de los mismos.